Recorrido San Felipe de Jesús, Sepultado

Recorrido San Felipe de Jesús, Sepultado

Un gran muestra sobre la veneración al Señor Sepultado lo constituye la famosa “Romería”, establecida en 1921 (coincidiendo este dato con la ampliación del templo, señalada en 1923), teniendo participación en ella romeristas que venían desde México y Cetroamérica.
La romería consistió en viajar a pie y en horario nocturno de la Ciudad Capital hacia La Antigua Guatemala finalizando en el atrio del Santuario de San Felipe, cuyas puertas permanecían abiertas desde el anochecer del primer viernes de cuaresma hasta el amanecer del día sábado.